Un mundo mágico por María José Sobrino Simal - muestra HTML

TOME EN CUENTA: Esta es una vista previa en HTML y algunos elementos como enlaces o números de página pueden ser incorrectos.
Para la versión completa, descargue el libro en PDF, ePub, Kindle
index-1_1.jpg

index-2_1.jpg

index-2_2.jpg

index-2_3.jpg

1

Indice:

1. La fiesta Barbie

2. El bosque encantado

3. Sueños mágicos

2

A Mónica:

Ojitos de cristal,

carita de porcelana,

boquita de fresa,

sonrisa de manantial,

mirada de princesita,

besitos de jazmín,

deditos de flor,

abracitos de muñeca,

voz de cascabel,

gestos de mariposa,

todo esto llena mi corazón y el tuyo llena mi alma.

Este libro está dedicado a mi hija Mónica, autora de los dibujos, y espejo en el que mi inspiración se ha mirado.

3

index-5_1.jpg

LA FIESTA BARBIE

Eran las nueve de la noche, y la tienda de “Juguetton” cerraba sus puertas allá en la primera planta de la Vaguada, entonces cuando el sol ya se había escondido, se puso en marcha el automático de la luz del escaparate, y en ese momento fue cuando Barbie que se encontraba en su camita abrió los ojos.

-Oh, vaya (dijo Barbie algo decepcionada), debería haberme despertado un dulce besito de Ken, claro, eso ya se que tan solo pasa en los cuentos de hadas, y de esos ya quedan pocos…

-¡No digas eso Barbie!, (dijo Shrek desde lo alto de la estantería), si hay que dar un besito de buenas noches, se da.

-Pero… ¿Dónde esta Ken? (dijo Barbie levantándose de su camita con dosel).

-Yo lo he visto ahora mismo subidito en su moto, iba con una morena detrás (dijo la señora patata de Toy story).

-¿Con una morena? ¿Ya se ha vuelto a ir con Barbie princesa?

(dijo Barbie bastante gruñona), ese no sabe quien soy yo.

Justo en ese momento Barbie se dio media vuelta y se dirigió a Barbie la Costurera que estaba sentada en el parquecito junto a Barbie Rapunzel y Barbie Cascanueces.

4

-¿Chicas, os apetece que hagamos una fiesta? (pregunto Barbie).

-¿Una fiesta?, ¿te refieres con baile y música? (pregunto inocentemente Barbie Cascanueces).

-Pues claro que si, sino vaya fiesta seria…, pero por supuesto nos cambiaremos los vestidos, tenemos que ir al mostrador, ahí es donde están todos nuestros vestidos mas fashion. (díjo Barbie).

-¡Pero, pero, yo también quiero ir, porfa…please…! (dijo asno que aterrizo medio patinando en escaparate donde estaban las chicas y con una buena sonrisa enseñando toda su espléndida dentadura).

-Pero barbie, ¿y Ken no va a ir? (dijo Shrek algo emocionado).

-¿Ken?, noooo, esta muy ocupado, iremos nosotras, ¿quien nos quiere acompañar? (dijo Barbie con cara de orgullosilla).

En

ese

momento

comenzaron

a

bajar

de

todas

las

estanterías de la tienda y Shrek que iba montado en el dinosaurio…

-Abrid paso que éste va sin frenos…(dijo Shrek ).

Budy también llegaba cabalgando en su caballo, Blanca nieves pero sin los siete enanitos, se quedaron dormiditos dentro de la Casita de Chocolate junto a Hansel y Gretel, Barbie Fairytopia bajaba volando con sus alitas de colores, caperucita venia acompañada del lobo que una vez que llegaron al escaparate éste se volvió a ir con la abuelita que la había dejado solita, Aladin apareció con la alfombra y solito, por lo visto Yasmín se había ido con el genio de la lámpara, también bajó Barbie con su caballo Pegaso, La Bella durmiente bajó muy contenta ya que tenia insomnio, llevaba varias noches sin dormir, al menos en la fiesta se divertiría, y, como si de un gran acto solemne se tratara…aparecieron Bella y la Bestia cogidos de la mano.

-Vaya, que envidia me das Bella (dijo Barbie algo triste).

-¿Envidia?, no digas eso Barbie, tienes al chico mas guapo de todo Juguetón (dijo Bella).

-Te equivocas, esta noche ha preferido irse con Barbie princesa, la señora patata los vio en su moto.

5

index-7_1.jpg

index-7_2.jpg

index-7_3.jpg

index-7_4.jpg

index-7_5.jpg

index-7_6.jpg

index-7_7.jpg

-Pero… ¿como ha podido hacerte eso?

-Pues ya ves, pero esto no va a quedar así, voy a montar una fiesta, ahora mismo vamos a ir todos a Barbiedisk y me pondré su vestido favorito, el que él me regaló, ¿bailaras conmigo Shrek?

Shrek si era verde se puso morado y después azul.

-¿Has dicho que quieres bailar conmigo?

-No, yo doy por supuesto que quiero bailar contigo, el que tiene que decidir si baila conmigo o no eres tú.

-Oh, vaya, me siento alagado Barbie.

-¿Has visto Bella? Ya me puedo considerar afortunada, ¡¡¡voy a bailar con Shrek!!!

6

index-8_1.jpg

index-8_2.jpg

index-8_3.jpg

index-8_4.jpg

index-8_5.jpg

index-8_6.jpg

index-8_7.jpg

index-8_8.jpg

index-8_9.jpg

Se abrieron las compuertas del escaparate y todos fueron hacia barbiedisk, era una pistita de baile con su cabina de discos donde solía pinchar Ken, tenia su barrita de bar y por supuesto, ¡como no!

su pedazo de guardia jurado en la puerta como era Buzz Light year, allí Budy se puso de pincha discos, Barbie Fairytopia se puso tras la barra con un muy sexy atuendo, mientras los demás bailaban, y mientras disfrutaban de la fiesta alguien se percató de lo que ocurría, si, era Ken, mientras disfrutaba enseñando la motito a Barbie Princesa vio a su chica bailando con Shrek, luego con La Bestia, hasta el mismo Buzz Light year , eso fue demasiado para él y para el colmo con su vestido favorito, en ese momento y lleno de coraje Ken se fue a la pista dejando compuesta y sentada en la moto a Barbie Princesa.

-¿Ken?, ¿A donde crees que vas?

-Voy a solucionar un asuntillo.

-No, si vas con ella no vuelvas conmigo, te lo advierto.

-Bueno, mira di lo que quieras, pero por favor, ten cuidado de la moto, me ha costado mucho.

-¿De la moto? , ¿Qué tenga cuidado de tu moto?, pero…

(decía Barbie princesa toda rabiosa).

7

Mientras Ken llegó a la pista, se acercó a Barbie, la cogió de la mano y la sacó de la pista, mientras Buzz intentaba impedírselo.

-¿Se puede saber que haces?, perdona pero la señorita esta bailando conmigo, y salvo que ella diga lo contrario seguirá bailando conmigo ¡hasta el infinito y mas allá!

-Buzz, tranquilo, es un asunto privado, es el chico con el que salía.

-¿El chico con el que salías?, de eso nada, tu eres mi novia (dijo Ken con aire altivo y posesivo).

-Perdón, era tu novia, ahora mi pareja es Shrek, (en ese momento Shrek se puso de color violeta y hasta el chaleco se le empezaba a romper).

-Que ese tipejo, ese ogro, esa cosa verde…¿es tu que?

-Mi no-vi-o.

En ese momento Ken se remangó las mangas de la camisa muy enfadado y se dirigió a Shrek…

-Eso me lo vas a decir tu en mi cara (dijo Ken dirigiéndose a Shrek).

-¿Ah si?, ¿a ti y a cuantos mas?

En ese momento se creó la gran pelea, Shrek contra Ken, a la cual también se unieron Budy que dejó los discos, la Bestia y hasta el flautista de

Hamelin que salió dándoles a todos con la flauta en la cabeza, y justo en el momento en el que la pelea estaba en su pleno auge un estruendo se escuchó en la tienda, un estruendo que hizo vibrar hasta los cristales del escaparate, y una sombra se hizo en el suelo hasta terminar de cubrir la gran fiesta de Barbiedisk, una gran bola de pelo negro se agachó hasta la fiesta alargando su mano entre todo el pánico, era Kin Kong, fue apartando uno por uno cada uno de los personajes de la casa Disney y Mattel hasta llegar a nuestra querida Barbie, a la cual dijo muy firmemente.

-Ahora bailaras conmigo, tu si que eres mi chica, 8

Mientras la cogía con su mano muy suavemente sentándola en la palma de gran peluda mano, acto seguido desaparecieron.

Eran las nueve y media de la mañana, los primeros empleados de la tienda se disponían a abrir la reja y la puerta de cristal para hacer limpieza y preparar la tienda para las diez, y cuando abrieron

se

encontraron

todo

revolucionado,

el

escaparate

completamente vació, sobre el mostrador vestidos de princesas y las cajas de los vestidos de fiesta de las barbies abiertos, y abajo casi al ras del suelo la barbie disk con Shrek con un ojo morado, Body con un brazo descosido, Buzz sin el casco y con un brazo fuera de su cuerpo, Ken con la camisa rota, la Bestia sentada en el suelo con cara de susto, y todas las chicas apoyadas en la barra con las cabezas sobre esta y en sus manos copitas volcadas de ponche, todos estaban dormidos, todos menos la bella durmiente, la pobre de no dormir terminó con una terrible jaqueca; en el otro escaparate de la derecha Barbie Princesa sentada sobre la moto de Ken con los brazos cruzados y el ceño fruncido; no daban crédito a lo que veían, la puerta de cristal de la entrada no estaba rota ni abierta, la reja ellos mismos tuvieron que abrirla, todo estaba en orden, miraron en la caja registradora y no faltaba nada, ahí se había montado una gran fiesta y nadie sabia quien había sido.

Pero hicieron recuento de todos los juguetes y alguno faltaba, claro, faltaba la Barbie original, ¿dónde estaría?, en ese momento se miraron un empleado a otro y se dirigieron al almacén, y allí se encontraron a Kin Kong, sentado detrás de la puerta con la mano derecha junto al pecho y en la mano Barbie dormidita acurrucada dormidita en sus dedos y Kin Kong con una sonrisa de oreja a oreja.

Moraleja, si tienen una tienda de juguetes o son empleados de alguna de ellas, dejen cámaras ocultas dentro de la tienda, pero no por los ladrones, sino por las fiestas que dentro las familias Mattel y Disney pueden llegar a montar, ya que lo mas divertido de los juguetes comienza justo cuando nosotros estamos dormidos.

9

index-11_1.jpg

index-11_2.jpg

10

EL BOSQUE ENCANTADO

Había una vez un niño llamado Pablo, que iba paseando por un bosque, pero un bosque algo distinto a los demás, conforme caminaba iba descubriendo que cada árbol era de distinta manera y de distinto color, uno era rojo con florecillas en forma de campanillas y curiosamente al pasar por este árbol las campanillas emanaban un agradable perfume al fresa, a la vez que al chocarse unas con otras entonaban una dulce melodía.

Al continuar andando pasó por otro árbol, éste era verde con florecillas

también

en

forma

de

campanillas,

que

también

emanaban un agradable perfume a clorofila, e igualmente al chocarse unas con otras entonaban una nueva melodía.

Pablo no entendía lo que estaba pasando y continuó con su paseo, de nuevo un árbol amarillo, éste con su aroma a limón, otro azul con aroma a agua cristalina, otro morado con aroma a lilas y por último uno marrón con un delicioso aroma a chocolate, todos y cada uno de ellos con las flores en forma de campanilla, y tintineantes con sonidos diversos, unos sonidos que, unos con otros formaban una especie de melodía, tal era de curiosa la melodía que cuando Pablo cerraba los ojos le parecía escuchar el sonido de una gran cascada.

Pero algo ocurría, cuando Pablo se acercaba a alguno de los árboles para oler o coger una de sus campanillas éste se echaba hacia atrás, y las campanillas se cerraban y Pablo se puso muy triste y comenzó a llorar, tanto, tanto, que las lágrimas empaparon la tierra de tal manera que se le hundían los pies, y el árbol de color marrón con aroma de chocolate que era el más viejo de todos se abalanzó hacia el niño, abrió una de sus campanillas y le dijo a Pablo.

- Por favor, por favor, no llores así, que se me parte el tronco, no puedo ver a un niño llorar.

- Pero, yo tan solo quería coger una campanilla y olerla.

11

- Si, claro, eso es lo que todos quieren, olernos, cogernos y una vez hecho eso tirarnos al suelo, no saben que una vez que tocamos el suelo nos quedamos sin vida.

- No, yo no os tiraría jamás, yo os llevaría en mi mano con mucho cuidado, os acariciaría, os olería y luego os llevaría a mi casa y os pondría en mi habitación en un vasito con agua para que me duraseis mucho tiempo y cuando os secaseis os colocaría dentro de mi mejor libro para teneros siempre conmigo.

La campanilla de color y aroma a chocolate se emocionó con aquellas palabras y derramó unas chispitas de colores de su interior.

- ¿De verdad harías eso?

- Pues claro que si.

- Entonces, llévame contigo, te ofreceré mi aroma, mi color y mis sonidos por siempre.

Entonces Pablo con su manita delicada cogió como una mamá a su bebe, a la campanilla, para no estropearla la llevó en su mano abierta todo el tiempo, por los caminos, senderos, ríos y valles, hasta llegar a su casita, y tal y como dijo y prometió, colocó la campanilla en un vasito con agua en la estantería de su habitación, y entonces…, en ese momento algo mágico ocurrió, la campanilla comenzó a crecer, se abrió y comenzó a emanar grandes olores, chispas de colores, numerosas melodías y de su interior una gran burbuja salió, era una burbuja como una bola de cristal, y a través de ella pudo ver algo asombroso, el bosque, pero veía algo extraordinario, los árboles comenzaban a desfigurarse de tal manera, que iban cobrando forma de… ¡niños!, Pablo al verlo salió de su casa y echó a correr hacia el bosque, pero ya no había bosque, había desaparecido, y en su lugar había un gran parque lleno de niños, y entonces uno de ellos, el más morenito de todos se le acercó…

- Si, soy yo, el árbol de color marrón, con campanillas y aroma a chocolate.

- Y, ¿por qué os habéis convertido en niños?

12

-No, es al revés, éramos niños, pero atravesamos un jardín muy bonito que no sabíamos que pertenecía a una bruja, y como odiaba a los niños nos convirtió en árboles.

- ¿Una bruja mala os convirtió en árboles tan bonitos?

- Si, bueno, es que, la bruja estaba maldita y tan solo podía hacer hechizos bonitos, pero claro, para un niño ser siempre un árbol no es muy agradable.

- Vaya, ¿Qué ha hecho romper el hechizo?

- Pues tu, antes venia gente, cogía campanillas, pero con la mala suerte de que después de olerlas las tiraba, pero tu has sido el único que se la llevó a su casa y le cuidó, y eso es lo que por fin rompió el hechizo.

- Que bien, ¡he sido yo!

Y aquel jardín tan especial para ellos volvió a renacer de tal manera que la bruja desapareció y no pudo volver jamás a hacer más hechizos.

Y colorín colorado este cuento ya se ha terminado.

13

SUEÑOS MAGICOS

Estaba Laura sentada en su salón leyendo un cuento, un cuento de aventuras, y curiosamente frente a su casa había un balcón con las puertas abiertas, desde donde se podía ver una televisión

encendida

a la que

Laura

no le

dio

demasiada

importancia y, continuó con su cuento.

La primera aventura que comenzó a leer era Pocahontas, todo

lo

recreó

en

su

imaginación,

personajes,

imágenes,

escenarios, pero la vista de Laura estaba cansada y desviaba sus ojos a la calle, y tras desviarlos hacia aquel balcón algo curioso divisó, a través de la televisión pudo ver la misma escena que ella estaba leyendo en su cuento, algo increíble.

No dándole demasiada importancia continuó con su lectura, esta vez estaba leyendo el cuento de Peter Pan, y de nuevo desvió la mirada hacia la calle y nuevamente tras la calle sus ojos se fueron a aquel balcón, hacia aquélla televisión, y con la escena de Peter Pan, Laura se levantó, cerro las puertas de su terraza, corrió las cortinas, y finalmente cerró su cuento, fue a su habitación, dejó el cuento que tenia y cogió otro, este otro no era de aventuras, sino de princesas, un poco mas relajada volvió al salón, se volvió a sentar en su sillón, comenzó a leer el cuento de las princesas, y cuando iba por la tercera página se inclinó ligeramente hacia la terraza, se asomó un poquito a través de la cortina, dirigió su mirada hacia la terraza de enfrente , miro la tele y ésta estaba apagada, suspiró, se relajó y volvió a su sillón, esta vez dejó las cortinas tranquilamente descorridas.

Al ratito la vista de Laura volvía a estar cansada, llevaba un buen rato leyendo y volvió a desviar la mirada hacia la calle, y de nuevo a la terraza, pero algo paso, volvió a ver en aquella tele los dibujos de las princesas que estaba leyendo.

Pero esta vez a Laura ya no le daba tanto miedo, se comenzó a resultar mágico, estaba emocionada, poder ver en una tele lo que ella misma se imaginaba, y comenzó a leer un cuento tras otro como una loca, de princesas, Aladín, Hansel y Gretel, en ese momento pasó al salón su hermano Javier, vio lo que estaba ocurriendo con su hermana:

14

index-16_1.jpg

index-16_2.jpg

index-16_3.jpg

index-16_4.jpg

index-16_5.jpg

index-16_6.jpg

- ¡Pero Laura!, ¿que haces, te has vuelto loca?

- ¡No Javier, hay una tele mágica en aquella casa, todo lo que leo y me imagino, todo sale por allí!

- Tu siempre has tenido mucha imaginación Laura (dijo entre risitas)

- Que no Javier, que no, ven, coge uno de tus libros y después mira la tele.

Javier fue a su habitación y cogió de su estantería un libro que sabia que no podía coincidir en aquella televisión, se acerco al salón, comenzó a leerlo, y tras leer unas paginas le pregunto a su hermana que es lo que veía en la tele, y Laura sin saber de lo que el libro hablaba dijo:

- Oh Javier, veo un señor con un telescopio, muchos planetas y bolas de colores alrededor de él

- ¡No puede ser!, ¡planetas, son planetas, es mi libro!

Javier se asomó a la terraza y efectivamente era su libro, los dos hermanos se quedaron embobados tras las cortinas mirando aquélla televisión mágica de la que Laura había hablado tanto.

15

Pero algo pasó mis pequeños amigos, tras unos segundos sonó un despertador, la mamá de Laura y Javier pasó a su habitación y pudo ver que ambos estaban plácidamente dormidos, todo había sido un sueño, un mágico sueño, pero algo curioso había en el suelo de la habitación, cuentos de princesas, Aladín, Hansel y Gretel y… el libro de los planetas de Javier, ¿realmente todo había sido un sueño?

16

index-18_1.jpg

Le puede interesar...

  • El universo de Gabriela
    El universo de Gabriela Literatura Infantil por Eloy Barba Domínguez
    El universo de Gabriela
    El universo de Gabriela

    Descargas:
    204

    Páginas:
    123

    Publicado:
    May 2021

    En su duodécimo cumpleaños, Gabriela recibe un sorprendente regalo que la llevará a adentrarse en los misterios de un universo completamente desconocido. Simu...

    Formatos: PDF, Epub, Kindle

  • Korvi
    Korvi Literatura Infantil por Kevin M. Weller
    Korvi
    Korvi

    Descargas:
    142

    Páginas:
    87

    Publicado:
    Oct 2020

    Korvi es un curioso pingüinito que sale de su hogar en busca de su padre que ha estado ausente desde hace mucho tiempo. En su largo recorrido, conoce a otros ...

    Formatos: PDF

  • El hogar de Miss
    El hogar de Miss Literatura Infantil por R.R.
    El hogar de Miss
    El hogar de Miss

    Descargas:
    218

    Publicado:
    May 2020

    El hogar de Miss Peregrine para niños peculiares de Ransom Riggs Ver y modificar los datos en Wikidata Género Juvenil Ver y modificar los datos en Wikidat...

    Formatos: PDF, Epub, Kindle, TXT

  • La biblioteca
    La biblioteca Literatura Infantil por R.R.
    La biblioteca
    La biblioteca

    Descargas:
    136

    Publicado:
    May 2020

    Llega el sorprendente desenlace de El hogar de Miss Peregrine para niños peculiares, trilogía en la que sebasa la película de Tim Burton. En su lucha por sal...

    Formatos: PDF, Epub, Kindle, TXT